¿Por qué la cirugía?

Haciendo que la cirugía esencial sea más accesible a los habitantes de los países en vías de desarrollo no es una tarea pequeña ni fácil, pero según un estudio de la prestigiosa revista médica Lancet 16,9 millones de muertes (el 32,9% de todas la muertes al nivel mundial) se podrían evitar con una cirugía y la zona geográfica más necesitada es África debido a la falta de recursos. Son cuatro veces más las muertes que se podrían evitar comparados con las que salvaríamos curando a todos los enfermos de SIDA, Malaria y Tuberculosis.

El estudio también apunta a que cada año se pierde 77,2 millones de “años de vida reducidas por discapacidad” por falta de cirugía esencial que intenta mostrar el impacto de la enfermedad, no solo en número de muertes prematuras, pero suma también la invalidez temporal o permanente, que afecta la capacidad de una persona para contribuir a la economía y al desarrollo de su familia, pueblo y país.

La falta de acceso a la cirugía esencial a nivel mundial, el rojo siendo el color dónde más falta haya.

Cirujanos por 100.000 habitantes que faltan para cubrir necesidades básicas

Como la falta de acceso a la cirugía esencial a nivel mundial afecta sobre todo a las familias de renta media-baja, es la gente con menos recursos que son más afectados y produce aun mayor sufrimiento a las familias que ya luchan para sobrevivir hundiéndoles en la pobreza absoluta.

web_1510c_2

Tenemos que seguir trabajando con los gobiernos de los países africanos para aumentar su capacidad quirúrgica porque falta mucho por hacer. Por ejemplo, el país africano seleccionado para un estudio más detallado era Sierra Leona, donde se encontró que sólo 40% de las cirugías fueron realizadas por servicios públicos, comparado con un 54% realizadas por ONG’s y un 6% por servicios privados.

 

Si te interesa ver un video corto en inglés producido por la Lancet sobre el tema, aquí lo tienes: