Salvar la vida de un bebé

¿Te gustaría saber cómo podemos salvar la vida de miles de bebés recién nacidos cada año en una sola nación africana? El entrenamiento de reanimación neonatal, llevado a cabo cada año por el equipo de la Esperanza de África, ayuda al personal médico local a estar preparado y listo para salvar a miles de bebés recién nacidos que de lo contrario se perderían.

Lo mejor de este curso de capacitación es que, incluso después de que el barco se vaya, el personal médico local puede seguir salvando miles de vidas más año tras año. En 2014 «Laerdal Global Health», una ONG que trabaja para salvar a los recién nacidos en todo el mundo, brindó a Naves de Esperanza dos kits completos de capacitación.

Los kits Neo-Natalie, brillantemente diseñados, incluyen herramientas de aprendizaje cruciales, como máscaras respiratorias, estetoscopios y jeringas simuladas. La muñeca real en cada kit es un ayudante de enseñanza invaluable. Se puede colocar una bomba para hacer que Neo-Natalie «respire» y darle un «pulso» que se puede revisar a través del cordón umbilical o usando un estetoscopio. El tórax se eleva visiblemente y permite a los alumnos practicar compresiones torácicas, que al hacer clic significa que se está haciendo con la presión correcta.

El curso de capacitación dura dos días muy intensos y una gran parte de esa capacitación es teórica, por lo que las enfermeras y parteras locales pueden evaluar rápidamente cualquier dificultad que pueda tener un recién nacido. Luego, las muñecas de entrenamiento les permiten practicar cómo reaccionarían en escenarios de la vida real para que cuando se enfrentan a situaciones reales puedan reaccionar con confianza y de manera adecuada.

¿Nos ayudarás a salvar la vida de un bebé hoy?