30-03-19 Cecilia y su rodilla

Conoce a Cecilia:

Las piernas de Cecilia parecían sanas cuando nació, pero según crecía, una rodilla se giró hacia dentro.

Esta rodilla valga hacia que caminar fuera difícil y doloroso. Pero el dolor nunca derribo a esta alegre niña.

“Sonríe todo el tiempo,” dice su padre Emmanuel, “pero necesita ayuda para andar.”

Cada año que pasaba la rodilla creía peor. Cecilia necesitaba ayuda. Así que su familia rezo por una forma en la que Cecilia pudiera conseguir una cirugía que enderezara su pierna.

Descubrieron Mercy Ships.

Una oración respondida

Emmanuel trajo a su pequeña niña a nuestro barco hospital. Tenia la esperanza de que cuando volvieran a casa, la rodilla de Cecilia estuviera arreglada. Y su vida también. A bordo del Africa Mercy, padre e hija se regocijaban cuando supieron que nuestros cirujanos voluntarios podían ayudarles. Cuando el día llego, la operación por la cual habían estado tanto tiempo esperando tan solo duro una hora.

Cecilia estaba más que contenta. Y el día en que dio sus primeros pasos con su pequeño andador, su padre estaba encantado.

“Estoy muy agradecido con Mercy Ships por venir y servir a mi gente que necesita ayuda,” dijo Emmanuel.

Un paso hacia el futuro de Cecilia

Ahora, gracias a amigos como usted, el futuro de Cecilia se ve tan radiante como su sonrisa.

“Mi sueño es que crezca y se convierta en doctor, de modo que pueda cambiar la vida de las personas,” dijo Emmanuel. “Igual que los doctores que han cambiado la suya.”

Esa es nuestra esperanza también.

Colabora con Naves de Esperanza, para que miles de persona puedan tener acceso a asistencia sanitaria y quirúrgica y puedan tener un futuro mejor.